La EPA publica estándares mejorados para reducir las emisiones de metano y la contaminación del aire de las operaciones de petróleo y gas, dando un paso fundamental para proteger a las comunidades Latinas

logo.png

Nov 16, 2022

Sharm El Sheikh, Egipto - Hoy, en medio de las negociaciones climáticas en el escenario mundial y antes del discurso del presidente Biden en la COP27, la EPA anunció la publicación de un borrador de reglas para reducir las emisiones de metano y otros co-contaminantes de los sitios de petróleo y gas.


Largamente esperada, la regla mejora las regulaciones del borrador original de la regla publicado por la EPA en 2021 y surge después de la abogacía firme de las comunidades luchando por el clima, la salud pública y la justicia ambiental. Esta regla es un gran paso para reducir las emisiones de metano, un poderoso contaminador climático y contribuyente a la contaminación del aire local debido a los contaminantes emitidos en las operaciones de petróleo y gas.


“Las comunidades latinas están en primera línea de la crisis climática y cada día que no se toman medidas climáticas fuertes, es un día más que nos ponen en peligro. La publicación de esta regla llega en un momento en que es evidente en COP27 que EE. UU., entre otras naciones desarrolladas y contaminantes, están significativamente atrasadas en sus objetivos climáticos. Finalizar esta regla y abordar las emisiones de metano de las operaciones de petróleo y gas es algo crítico y al alcance para frenar los efectos de la crisis climática que están afectando de manera desproporcionada a nuestras comunidades,” dijo Irene Burga, directora de Justicia Climática y Aire Limpio de GreenLatinos.


1,6 millones latinos que viven cerca de operaciones activas de petróleo y gas se encuentran en mayor riesgo de cáncer, problemas cardiovasculares, enfermedades respiratorias y mucho más debido a los co-contaminantes emitidos junto con el metano, incluidos los compuestos orgánicos volátiles. Aquellos que no viven cerca de operaciones activas de combustibles fósiles también son afectados por la crisis climática, ya que enfrentan los efectos del calor extremo, la sequía y otros eventos climáticos severos.


En la propuesta se incluyen disposiciones para fortalecer los requisitos de detección y reparación de fugas (LDAR), especialmente para pozos pequeños con equipos propensos a fugas; ampliar los requisitos de equipos neumáticos de cero emisiones; lanzar un programa de monitoreo comunitario ampliado; y exigir una mejor atención a los pozos de petróleo abandonados a través de requisitos de estudios posteriores al cierre. Aún así, queda más trabajo por hacer para garantizar que la EPA finalice las salvaguardas de metano más fuertes posibles para abordar el cambio climático y proteger la salud pública, incluyendo acabando con práctica fugas conocido como flaring y la quema de rutina que contribuye a la contaminación del aire localizada en nuestras comunidades.


Las reglas propuestas son un paso importante para proteger a nuestras comunidades de la infraestructura existente de petróleo y gas, debemos seguir trabajando hacia la eliminación total de las operaciones de combustibles fósiles. Ninguna cantidad de desarrollo de combustibles fósiles es compatible con comunidades saludables y equitativas y seguimos exigiendo que el presidente Biden y su administración trabajen para garantizar una transición justa hacia una economía de energía limpia.


Esperamos revisar la propuesta más de cerca en los próximos días e involucrar a nuestra comunidad Latinx en el proceso de comentarios públicos de la EPA para asegurarnos de contar con  las salvaguardas de metano más fuertes posibles para abordar para abordar el cambio climático, proteger la salud pública y mantener seguras a nuestras comunidades.


###